DIGA "NO" A UN IMPUESTO INJUSTO SOBRE LOS ALIMENTOS EN OAKLAND.

Quiénes Somos

“No al Impuesto a los Alimentos en Oakland” es una coalición de ciudadanos concernidos, empresas y organizaciones comunitarias que se oponen a un nuevo impuesto sobre los alimentos.

Qué es lo que creemos

Esto no es sólo un impuesto sobre las bebidas - es un impuesto sobre los alimentos. Si esta propuesta es aprobada, todas las empresas que venden refrescos se verían obligados a pagar un centavo adicional por onza de ciertas bebidas, como gaseosas, jugos y tés. Muchas tiendas podrían decidir trasladar el impuesto a sus clientes mediante el aumento de precios en los productos alimenticios. Eso significa que si usted compra estas bebidas o no, podrían recibir un gran impacto en sus cuentas del supermercado. En un momento en que las personas de medianos y bajos ingresos están batallando con el costo de las viviendas en la ciudad, no debemos aumentar los impuestos en los alimentos.

Los votantes de muchas ciudades han rechazado los impuestos sobre los alimentos porque perjudican a las pequeñas empresas y a las familias trabajadoras y de bajos ingresos, y se pierden empleos. La gente de Oakland tienen prioridades más importantes que lo que la gente come y bebe. Nuestros funcionarios de la ciudad deben que enfocarse en la seguridad pública, la falta de viviendas, educación, limpieza de nuestras calles y parques, y a ayudar a las personas sin hogar.

Únirse con Nosotros de manera individual o como una organización.